Programas, Procesos, Claves y Herramientas para Liderar con Alma

Coaching

Ejecutivo

El Coaching consiste en acompañar a las personas para que logren sus objetivos, superando sus limitaciones, potenciando y descubriendo sus fortalezas.

El coaching genera un aprendizaje transformacional porque tiene la capacidad de producir cambios profundos en las personas de forma muy eficaz y de manera relativamente sencilla, trabajando tanto en el SER como en el HACER. El cliente es quien define como quiere llevar a cabo el cambio tomando plena responsabilidad sobre sus acciones y logros. 

Para ello, el coach no enseña, dirige ni aconseja, sino que actúa más bien como un facilitador de los procesos de reflexión y toma de decisiones de su cliente.

«No basta saber, se debe también aplicar. No es suficiente querer, se debe también hacer»

Johann Wolfgang Goethe

Coaching

de equipos

El Coaching de Equipos entiende al equipo como un todo con personalidad en sí misma, y desde allí trabajar su conciencia, auto-creencia y compromiso grupal hacia un objetivo común.

La finalidad de los procesos de Coaching de Equipo es acompañar a los equipos en el desarrollo y mejora de su rendimiento, para que el resultado del conjunto supere la suma de las partes. Se trata de lograr mayor cohesión y unidad entre los miembros de los equipos mejorando la comunicación, la confianza y el liderazgo.

El equipo es el que dirige su propio aprendizaje, manteniendo en todo momento el control y la decisión sobre sus objetivos y sobre los métodos y la forma de operar. El Coach acompaña y actuando de espejo, ayuda a la reflexión estratégica y entrena las habilidades requeridas por el equipo.

“La característica fundamental de un equipo relativamente no alineado es el desperdicio de energía. Por el contrario cuando un equipo logra mayor alineamiento surge una dirección común y las energías individuales se armonizan.”

Peter M. Senge

Mentoring

Los procesos de Mentoring se proponen en el contexto de desarrollo y mejora de habilidades específicas. En este caso, el mentor, al igual que el coach, acompaña a las personas en el desarrollo de sus habilidades, la diferencia viene porque en el mentoring, el mentor gracias a la experiencia que ha acumulado puede enriquecer al alumno, compartiendo su experiencia, herramientas, consejos y orientaciones prácticas. Todo ello dentro de un proceso estructurado en el que se establece una relación personal y de confianza entre la persona mentorizada y el mentor/a que guía, estimula, desafía y alienta según sus necesidades para maximizar el talento

.

Como curiosidad, el mentoring debe su nombre a la mitología griega. Méntor era el amigo íntimo de Ulises, el protagonista de la Odisea de Homero. Antes de partir para Troya, Ulises pidió a Méntor que se encargara de preparar a su joven hijo Telémaco para sucederle como rey de Itaca. Méntor tuvo que ejercer de padre, maestro, modelo, consejero asequible y fiable, inspirador y estimulador de retos de modo que Telémaco se convirtiera en un rey sabio, bueno y prudente.

¿Eres una Empresa con Alma?

Nos encantaría conocerte

Contacto